top of page
  • Foto del escritorFauno

Largo y ancho




Desde hace mucho tiempo, quizá más del que por el momento puedo recordar, se rumoreaba que algún día las divisiones de combate iban a pasar de ser por peso y se iban a convertir en divisiones por altura, de nuevo, toda la vida fue un rumor. En tiempos recientes el rumor fue creciendo a tal grado que el año pasado dicha suposición ya no era que iba cambiar, sino que ya se estaba trabajando en un esquema para poder hacerlo oficial.


Y así, como si fuera una novela de García Márquez, este año llegó de repente la propuesta de Federación Mundial en donde recomendaba a las federaciones nacionales seguir estos lineamientos para sus próximos campeonatos nacionales y viene a cuento porque este año es el mundial de cadetes que, a diferencia del año pasado, ya entra en su ciclo normal, así que tiene sentido que un cambio de esta magnitud se haga justo ahora.


Aquí en México la recomendación les valió tres hectáreas de la que pobló América y decidieron seguir adelante con un campeonato nacional “rumbo al campeonato mundial” en un formato obsoleto, la razón la sabemos todos: los atletas no importan. Y de nuevo tengo que hacer la acotación: yo me enteré de este cambio cinco días antes del nacional, pero está publicado desde el 27 de enero en la página de WT.


En fin, hoy no estamos aquí para discutir el proceder de Billy the Kid y sus amigos, de ellos yo nunca espero nada y aún así logran decepcionarme. Hoy quisiera abordar el tema de las categorías por estaturas per-sé. Honestamente es un tema que no me había atrevido a tocar por muchas razones, algunas de ellas es que yo jamás he trabajado con cadetes (y jamás lo haría), la otra es que no soy un experto en ninguna ciencia de la salud (y jamás lo seré) y la última, pero no menos importante, soy medio wevón y me choca dedicarle tiempo a analizar un sistema que probablemente va desaparecer… Pero vamos por partes:


Existe una razón por la que en los deportes de combate se compite por peso y es muy simple: se parte del supuesto de que ambos competidores tienen las mismas habilidades, es decir, este sistema los coloca a todos en la misma línea y es la competencia misma la que se encarga de darle a cada quién su lugar. Esto no es algo que se haya inventado recientemente, desde la antigua Grecia ya se acostumbraba a clasificar a los boxeadores con este sistema, es también una cuestión de física elemental: más peso, más fuerza. No importa qué tan hábil seas, entre más pesado sea el oponente es más fuerte de manera natural y no tiene nada que ver con entrenamiento ni nada de eso, si no me creen intenten patear a un árbol, me cuentan cómo les va (y si pueden se graban). En deportes donde los agarres son permitidos esto cobra especial relevancia: no es lo mismo intentar cargar a alguien de tu propio peso que alguien 10 kilos más pesado.


Otro problema que tengo, y quizá esta sea la razón principal por la que el sistema fracasará, es que las tablas que se hicieron para realizar el calculo de categorías se hicieron con promedios de la población mundial avalados por la OMS, es decir, gente promedio, no atletas. Las tablas cubren entre 90 y 95% de la población mundial y eso es algo que no entiendo: las categorías por peso cubrían al 100% de la población, ¿por qué cambiar a algo que dejaría afuera a algún competidor por algo que no está bajo su control como la altura?


Respecto a este punto quizá la respuesta sería que se está protegiendo a los niños evitando que tengan que bajar de peso y quizá la intención es buena, pero alguien se olvidó que de buenas intenciones está pavimentado el camino al infierno…


Personalmente yo no estoy de acuerdo con que una federación deportiva, en este caso WT, te tenga que cuidar que no te hagas daño bajando de peso, creo que esa es una responsabilidad individual y en el caso de los niños es una responsabilidad tripartita que incluye no sólo al atleta, sino a padres y entrenadores también. Es por esta misma razón por la que yo no estoy de acuerdo con el random weight tampoco, pero esa es otra historia y debe ser contada en otra ocasión.


En España ya se alzó la voz diciendo que no van a aplicar estos cambios en ningún evento del país salvo que sea selectivo para el mundial, en donde serán obligatorios, la razón es que dichos criterios por estatura crean discriminación. Aquí en México se les cobró ficha a TODOS los que se inscribieron al pasado nacional en CDMX sabiendo que había competidores que era imposible encajarlos en alguna división: eran o muy chaparros o muy pesados y se optó simplemente por descalificarlos porque en un país bananero como este la culpa es del atleta, porque justo eso significa la etiqueta de “descalificado” y como es culpa del atleta pues no se te regresa la ficha de inscripción y la casa gana, ¡CLARO QUE SÍ!


Me pongo a pensar también en otra cosa que quizá no se está considerando: ¿qué pasa si un niño gana el nacional en su país y cuatro o cinco meses después va al mundial y ya creció uno o dos centímetros? No es descabellado por la edad, ¿descalificado también?


Otra cosa que me prende alarmas: hay categorías en donde se permite una diferencia de hasta 28 kg. de peso… O sea está bien que uno no sea experto en nada, pero esa me parece una diferencia un poquito considerable y bastante desafortunada como para aplicarse en un deporte de combate. El promedio de diferencia de peso en hombres es de 16.3 kg. y en mujeres es de 15.3 kg. Además de que la menor diferencia es de 12 kg. en hombre y 11 kg. en mujeres; las máximas son 28 kg. en hombre y 25 kg. en mujeres… No sé, de nuevo yo no soy experto en nada, pero la diferencia de peso es bastante considerable y no me parece correcta por ningún lado.


Ahora, ¿de verdad se estará evitando que los niños se sometan a esos bajones de peso en contra de su salud? Probablemente sí… Pero probablemente no, entonces es un volado que mientras se materializa ya habrá dejado en el camino a varios competidores sólo por no ser lo suficientemente altos o lo suficientemente ligeros.


Ahora, si esta de verdad es la fórmula mágica entonces ¿por qué nadie en el mundo la está aplicando? Me refiero a otros deportes de combate. Entiendo que es un cambio de paradigma y si funciona la WT va tener la estrellita de ser los primeros en aplicarla, pero una cosa es la teoría y otra muy, pero muy distinta es la práctica. En este deporte lo hemos visto un sin fin de veces con los cambios de reglamento que se tienen que ajustar sobre la marcha simplemente porque no funcionan aunque en teoría parecían buenos.


Creo que este reglamento tiene un futuro muy incierto. Yo lo veo más o menos bien para aplicarlo en un evento provinciano donde te presentas una sola vez y ya, a todos nos tocó en nuestra etapa competitiva temprana que te clasificaran por estaturas, claro, no quiere decir que era lo correcto, pero aplicar este reglamento ya para un circuito o para clasificar, como en este caso, a un campeonato mundial, no creo que se estén pensando bien las cosas, los niños crecen, quizá pasaron por alto ese pequeño detalle.


Otra banderita roja, quizá la menos importante, es que no he visto a nadie en el mundo que haya salido feliz a hablar sobre este nuevo cambio de paradigma, excepto a sus creadores. La mayoría de personas que ya usaron el sistema sólo tienen quejas. Hay otro grupo que ha intentado racionalizar este cambio justo como un cambio de paradigma y lo es y celebro en cierta medida que WT esté abierta a tratar diferentes opciones, pero la prisa por ser los primeros en probar algo nuevo también puede llevarnos a ser los primeros en estrellarnos de boca después de que no funcione… Al tiempo.








46 visualizaciones0 comentarios

Entradas recientes

Ver todo

Комментарии


bottom of page